Germán Morilla, Debitia: “2018 fue un año de aprendizaje y crecimiento”

Germán Morilla, Debitia: “2018 fue un año de aprendizaje y crecimiento”

Por Elsa Basile - El 2018 se despide de nosotros, y lo que sigue es una etapa de repasos y conclusiones luego de un año repleto de desafíos. Germán Morilla, Cofundador de Debitia, destacó las características de su nuevo producto orientado a B2B, y detuvo su mirada en las expectativas de cara al 2019.

¿Qué podés contarnos sobre el nuevo producto de Debitia?

-A partir de la experiencia que tuvimos con el B2C (nuestra última solución de cobranzas para estudios, tarjetas de crédito, o para aquellos que tenían clientes minoristas) decidimos desarrollar el nuevo vertical que es el Debitia B2B, o solución de cobranzas para empresas. Lo novedoso de este módulo es que, si bien utilizamos herramientas que ya tenía Debitia, le sumamos el portal de clientes, que funciona de esta manera: la empresa factura como siempre, envía los comprobantes por mail, y el mismo incluye un link a una página que permite gestionar los clientes en forma integrada,. Allí, la empresa se contacta con sus clientes de una forma nueva, le da toda la información de la factura para que el cliente pueda aceptarla o interactuar con la empresa. En resumen, sumamos nuevas tareas y procesos que involucran a toda la organización, y se disparan desde el CRM de cobranzas, o de acciones y respuestas dentro de esta página.

¿Y eso se vincula con las herramientas que tenga la empresa?

-Claro. Por ejemplo, dentro de este portal también tenemos un botón de pago. Si la empresa considera que pagar el 3% o 4% de Mercado Pago dinamiza las cobranzas, podría poner un botón para que el cliente pueda pagar online directamente. Nosotros ofrecemos un front to back de facturación hasta la cobranza. Es el vertical en dónde estamos poniendo más esfuerzo, más desarrollo, y donde vemos más futuro.

¿Cómo surgió la idea de esta herramienta?

-Nosotros utilizamos una metodología de entrevistas para ver qué necesidades tiene el cliente y dónde lo podemos ayudar, y desarrollamos funcionalidades en base a eso. Nos dimos cuenta de que en este vertical B2B había una necesidad de automatizar procesos que eran demasiado manuales, como envíos de mails, llamados o reclamos. Al tener todo unificado, el proceso es mucho más automático y permite integrar diferentes áreas de la empresa.

¿Qué aprendiste este año?

-Fue un año de mucho aprendizaje. Aprendimos a focalizarnos más en los problemas del cliente que en el producto. Hay que buscar respuestas a problemas. Apuntamos mucho al marketing digital y a generar contenido para Google, ya que aparecemos con artículos que generan transito orgánico. También te valida como proveedor de una solución, porque los clientes confirman que sabés de lo que estás hablando.

¿Cómo te imaginás el año que viene?

-Estamos haciendo todo lo necesario para que sea muy bueno. Las cosas no pasan porque sí. Estamos armando un Debitia B2B, que es muy exponencial, que se va a poder disponibilizar en muchos clientes de forma muy rápida, con todo el proceso de puesta en producción, capacitación y seguimiento. Eso nos va a permitir llegar a más empresas de mejor manera.